Original Sountracks: notas con magia

A menudo la gente no se para a pensar, como norma general, en lo importante que es el sonido para cualquier experiencia de entretenimiento. Creo que ya es hora de retomar la escritura y compartir una entrada que llevo tiempo meditando y que me sobrevino el día que acudí al estreno de Diablo III a las 00:00 en el Fnac de Triangle. ¡Fan número 2! (la número uno fue @Gurygundi 😉 )

Ya apenas tengo tiempo para jugar alguna partida a aquellos juegos que fueron mis favoritos y que tantas horas me ocuparon. Ahora me gusta mas un Sudoku rápido en el iPhone, unos bloques en el 4 Elements HD del iPad o una partidita rápida al Heroes of Newerth. El día del estreno del Diablo 3, estaba puntual como un reloj para comprarlo en el evento (mal preparado, todo sea dicho) que organizó Fnac Triangle. ¿Véis a lo que me refiero? Me fijaba en el evento en si, en la hora, el contenido…. Iba a comprar la tercera entrega de un juego que varias generaciones llevaban esperando durante una década y no me sentí precisamente ubicado.

Nos hemos hecho mayores si, pero el alma de jugón y de análisis no desaparece. Al instalar el «demonio» volví a escuchar esas notas mágicas de Matt Uelmen, creador de las partituras de Diablo I y II y a posteriori de Torchlight. Sus arpegios han dado la vuelta al mundo, esa melodía me llevó a pensar cómo una música puede hacer a un producto eterno: Super Mario Bros., Sonic, Zelda, por citar los famosos, pero ¿y si digo Street of Rage 2 o Monkey Island?

Si sois unos jugones de PC, me apuesto 2 jarras de Grog a que conocéis esta melodía:

Escuchemos ahora el tema principal de Monkey Island en su corte original con midi:

Personalmente creo que cuando puedes recordar un juego por su música, estas delante de algo realmente bueno. En el ámbito del cine, todo es mucho más fácil y más reconocible, además de que seguramente todos conozcáis a más de 5 compositores de bandas sonoras; por eso os invito a que sigáis la pista al compositor de la música de vuestro juego favorito, os garantizo que os llevaréis más de una sorpresa.

Antes de despedirme, quisiera confesar un par de detalles curiosos de la música y mi infancia: durante muchos años, resonaron en mi cabeza las melodías del maravilloso Dune II en mi mente, a la par que cada vez que escucho el And Justice for All… de Metallica, vuelvo a jugar a aquel Ultima Underworld II, con el que además aprendí mi primer inglés. Posteriormente continue por las sendas de las partituras y del sonido, pero esa es otra historia.

Mención especial a una de las mejores OST con las que me he cruzado y que además le dedique un review: Heavy Rain de Norman Corbell.

Y para incondicionales, un enlace cargado de clásicos de todas las plataformas.

4 comentarios

Ir al formulario de comentarios

    • Gurygundi en 20/08/2012 a las 2:29

    Un tema… en todo caso seras el fan número 2 de Fnac… no el 1.

    Me gusta, pero creo que le fata chicha.

  1. Totalmente de acuerdo, para ser boceto bien. ¡Voy a retocar un poco a ver que sacamos! 🙂

    Update: ¡actualizado!

    • Gurygundi en 21/08/2012 a las 2:05

    Mu bien!
    El cambio ha sido para mejor, ahora tiene ese toque de investigación ^^

    • lordtresson en 24/02/2013 a las 16:51

    Mola. Me encanta recordar los tiempos del Monkey.

    Besikos!

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.